jueves, junio 30, 2005

Se nos olvidan los muertos.

El presidente estadounidense, George W. Bush, declaró hace unos días que la Guerra de Irak "vale la pena"... Tal vez para él valga la pena el hecho de que todos los días Irak amanezca cargando la muerte de soldados y civiles... que el país sea un caos total... que la población sufra la pérdida de parientes y amigos, enfermedades, miseria, saqueo, entre otras cosas terribles. Esto, sin tomar en cuenta la humillación de haber sido ocupados por la potencia más grande del mundo, el gran hegemón que hace y deshace a su antojo. El que no necesita del consenso mundial para invadir el país que sea. El que utiliza pretextos de pacotilla con tal de satisfacer sus propios intereses.

Pero no sólo a Bush se le olvidan los muertos, a la población mundial también. Hemos llegado a un punto, donde la muerte nos parece algo de lo más normal. Ya no nos asustamos de nada. Diez, veinte, treinta muertos diarios, da lo mismo...
¿Por qué tanta indiferencia?
- Amaya

No hay comentarios.:

Se produjo un error en este gadget.