martes, julio 29, 2008

Segundo aniversario

Hoy hace 2 años Aleks y yo nos divertimos como reverendos enanos en nuestro bodorrio...
Lo más chido fue que a las 3:00 am, al salir de la torna y después de 20 horas corridas de diversión extrema, tuvimos que tomar un taxi al hotel, íbamos pedos, mugrosos y cansadísimos... Para ese entonces, hacía varias horas y varios tragos que habíamos perdido el glamour. Hubieran visto la cara de las recepcionistas cuando llegamos al Terranova. Éramos algo así como los novios de pacotilla, hechos una basura, pero con cara de felicidad, jaja. Llegué a pensar que las manchas de nuestros ajuares jamás saldrían, pero el ácido muriático puede con todo (menos con la barba de mi hermano, qué raro...)
Mi amor, otra fiestecita de esas, ¿no?
- Amaya

6 comentarios:

Laura Boylan dijo...

¡Felicidades! Sin duda es una fecha para recordar.

Anónimo dijo...

felicidades, los quiero.
lin.

Ernesto Pérez-Castro dijo...

Muchísimas felicidades!!!
Qué cool que hayan disfrutado enormemente la pachanga de la boda!!!
Un abrazo para ambos hasta la perla tapatía... ;)

Liz lombriz dijo...

Felicidades y que sean muchos más.

La "Y" dijo...

Foto, foto, foto¡¡¡¡
Oye tus fotos de tus vacaciones estuvieron geniales, sobre todo donde estas recostada, en verdad que me hiciste reir mujer¡¡¡¡
Que chingón que ya sean 2, y los que faltan, así que siganle echando ganas, trabajen su amor, alimentenlo, cuidenlo, y ponganle siempre mucho, pero mucho calorrrr porque ya me imagino que sus bebés van a ser una shulada¡¡¡¡¡¡
Ya tienes el perro, faltan las botas y sobretodo la o el que los va a usar.....ahhh y jardín...qué mas falta?????

Amaya Marichal dijo...

Grashiash, grashiassssh a todoshhh (chequen el estilo luismigueliño).

Ayer el gran Aleks me sorprendió de nuevo. Iba saliendo toda molida después del rudo-masaje que me dieron aquí en la clínica. Eran las 9 pm y cuando subo a mi cuarto. Oh Sorpresa! Tremendo arreglo de flores.

¿Qué me falta? Mmmmhhh... Tengo varias cosas en mente pero digamos que hay que dejar pasar un poco de tiempo. Una de ellas: regresar a París pero esta vez no de plan mochilero, jeje.

Se produjo un error en este gadget.