domingo, noviembre 14, 2010

Miedos


Me muero de miedo por lo que sigue. ¿Será un parto natural? ¿Será cesárea? ¿Cuánto durará? ¿Será complicado? ¿El bebé va a estar bien? ¿Tendrá un buen nacimiento? ¿Qué tanto dolor voy a sentir? ¿Cómo nos vamos a organizar? ¿Recordaré lo que he leído y aprendido de otras personas? ¿Saldrá bien mi monitoreo de cáncer? ¿Cómo se portará el bebé? ¿Tendré fuerzas para regresar a trabajar? ¿Cambiará la relación entre Aleks y yo? ¿Tendré que someterme a la segunda operación de la cara? ¿Cuándo estaremos en la casa nueva?  ¿Habrá más cambios en el trabajo de Aleks? ¿Tendremos que mudarnos de nuevo a otra ciudad? ¿Seré capaz de darle al bebé todo lo que necesita? ¿Mi parálisis afectará en algo su desarrollo? ¿Cómo será su personalidad? ¿Seremos capaces de tomar las mejores decisiones para nuestra familia? ¿Tendremos tiempo para nosotros como pareja? ¿Tendré tiempo para mí? ¿Encontraré un equilibrio? ¿Cómo haré para enseñarle a mi hijo a encontrar espiritualidad en su vida si a mí misma me cuesta hacerlo?

- Amaya

6 comentarios:

La "Y" dijo...

Amaya, es normal sentirse así, sobretodo cuando se acerca el momento del parto, pero mejor ya no pienses tanto las cosas, poquito a poquito todo irá tomando su curso. Obviamente si hay dolores, pero nada que sobrepase el placer de oirlo por primera vez, escuchar su llanto y darle un beso. En cuanto a todo lo demás, recuerda que el universo conspira siempre y que si hoy estás así como estás ( a punto de ser mamá), es porque tu misión es larga en esta vida. Piensa positivamente, todo va a salir bien contigo y con tu familia. Te aseguro Amayis que viene lo más maravilloso de tu vida.
Y ya dile ¡bye¡ a las preocupaciones, inguesú, total de todos modos, uds. verán siempre la manera de solucionarlo....el amor todo lo puede......Ánimo, Amayis¡¡¡¡¡¡

Anónimo dijo...

Animo Amaya, todo sale! El pasado no se puede cambiar y el futuro no lo sabemos. Aprovecha al maximo cada momento y cada dia que la vida te da. Veras que la sonrisa del nene hara que olvides todos tus miedos por lo menos un momento.

Anónimo dijo...

mientras menos pienses en todos esos miedos, y disfrutes tu embarazo y cada momento que estás viviendo, verás que todo se va dando bien, eso sí debes ser muy positiva en todo para que todo lo que llegue sea positivo.
si hay muchos dolores cuando tengas las contracciones, recuerda que todo pasará y si ves en tu mente cada etapa del trabajo del parto, todo pronto será sólo una dulce experiencia.

recuerda, tanto lo bueno como lo malo pasarán y tómalo con calma.
te quiero.
lin.

Anónimo dijo...

Hola Amaya! Desde hace mucho tiempo he seguido tu blog, no sabes como te admiro, eres una mujer valiente que ha sabido sobreponerse a muchas adversidades sobre todo a tu lucha contra el cancer. Lo que ahora te preocupa no debe desequilibrarte ya que cualquiera que sea la forma del naciemiento de tu bebé será buena porque te pondrás en manos de gente especializada, asi es que no te preocupes, hasta cierto punto es normal pero no permitas que tus miedos te rebasen.
Yo tengo un hijo de 2 años y fue cesárea ya que tengo una lesión en la cadera pero todo salió perfecto, del dolor ni te cuento porque en esas fechas tenía tos... ímaginate sentía que los puntos se me iban a abrir por el esfuerzo pero como dice tu mami nada se compara con la emoción de tenerlo por primera vez en tus brazos, es un momento sublime asi es que ánimo!!! todo pasa. Como te dije anteriormente te admiro muchísimo por la fuerza y entereza que siempre has demostrado. Eres una niña valiente! Es de humanos tener momentos de debilidad, pero es de guerreros saber reponerse y tu eres una con los pantalones bien puestos. Es la primera vez que me atrevo a escribirte espero no haber cometido muchas faltas de ortografía :P En verdad deseo de todo corazón que todo salga bien. Mucha suerte!!! Un abrazo para ti y un besito para el pequeño Aleks.

Anónimo dijo...

Hola Amaya, soy el maestro Tomás, el del Harmon de 1996. Por casualidad entré a tu sitio y la verdad me da gusto saber de tí. He leído tus comentarios, sobre tu casamiento, lo que has pasado con el cáncer, que ahora vives en Veracruz, en fin todo lo que aparece en tu sitio. Desde hace varios años estoy viviendo con mi esposa y mis tres hijas en USA, específicamente en Texas donde trabajo de truck driver, lo que me ha dado la oportunidad de recorrer este hermoso país; mi hija mayor se parece mucho a tí aunque ahora ya no vive con nosotros porque ya está en college, allá en New Haven, CT, en Yale. Desde aquí te mandamos los mejores deseos del mundo. Yo sé que eres muy fuerte y dentro de poco ni te acordarás de todas esas normales preocupaciones que en su momento llenaron tu mente respecto al próximo nacimiento de tu bebé. Recuerdo que cuando iba a ver por primera vez a mis hijas recién nacidas allí en el hospital del IMSS de Coatza, lo primero que hacía yo era verificar rápidamente si tenían el numero completo de dedos de las manos y los pies y si no tenían alguna otra deformación, como si yo fuera un drogadicto o un Shrek. Animo Amaya, no te angusties innecesariamente recuerda que Dios, tus padres, tu esposo y un montón de gente te queremos mucho porque siempre has sido una persona muy especial, muy dulce, muy a todo dar, que ha sabido ganarse el amor, el cariño y el respeto de todos los que te conocemos. Si gustas contestarme puedes hacerlo a mi dirección nayechenu@yahoo.com para enviarte fotos y chismes de la familia. Un abrazo.

Anónimo dijo...

Posterior al parto disfruté de 45 dias de incapacidad, en el que... entre en un estado de enamoramiento-letargo-relajación muy padre en el que creo que todas las madres primerizas entramos. Ten fe en que en cuanto tengas a tu bebe en manos, todo será maravilloso. TQM.

Se produjo un error en este gadget.