martes, enero 22, 2008

Un recuerdo rescatado

A veces me pasa que se me olvida una situación chusca y de repente llega alguien y me hace recordar eso y me vuelvo a morir de la risa.
Hoy me encontré con Ivette, mi ex rumy en residencias, estábamos platicando por el súper chat de Gmail y de repente dijo la palabra "Gorrioni". No saben, me doblé de la risa, esa palabreja ya estaba guardada en algún cajón de mi cerebro. Resulta que Ivette tiene una hermana, a la cual nombraremos "Emprontina" para conservar el anonimato, que llegaba todas las tardes al cuarto que compartíamos Ivette y yo. Emprontina tenía la costumbre de ir justo cuando su hermana no se encontraba ahí, entonces yo la dejaba pasar y veía cómo Emprontina abría el refrigerador y se llevaba leche, juguitos, jamón o cualquier cosa que encontraba para satisfacer su hambre. Yo solía observar en silencio el robo de Emprontina, con miedo al pensar que Ivette creyera que había sido yo la ladrona. Entonces decidí que eso no se quedaría impune y le conté todo a Ivette. Desde ese momento bauticé a su hermana como "Gorrioni" (del verbo gorrear, pa' los que no captaron)...
Y ya... jo, jo.
- Amaya

No hay comentarios.:

Se produjo un error en este gadget.