viernes, marzo 28, 2008

Visita al IMSS (1a parte)

Ayer fuimos al IMSS para ver lo de mi incapacidad y no imaginan la patoaventura que es entrar a ese enigmático, surrealista y chabacano lugar.
Resulta que llegamos y nos fuimos a formar directo a la fila de "Registro". Tenía que ir ahí porque era mi primera vez (jeje) y tenía que darme de alta en la clínica que me corresponde, que es la 8. Obviamente tuve que hacer toda una averiguación previa para no llegar a la clínica equivocada y que me mandaran de retache. Cuando llamé por teléfono me dijeron que sólo necesitaba mi credencial de elector y un comprobante de domicilio, pero como ya sé que eso no existe, iba yo bien preparada con una carpeta que contenía los siguientes documentos:
- Carta patronal
- Carta de comprobante de ingresos
- Carta del INFONAVIT
- Recibo de luz
- Recibo de teléfono
- Credencial de elector
- Credencial del TEC
- Fotografía tamaño infantil b/n
- Credencial de COSTCO (por si las dudas)
En fin... Total que llego con el servidor público que estaba atendiendo en ese momento. Le doy el paquetón de documentos y me sale con que necesita que mi credencial de elector tenga mi dirección actualizada (ptsssss... todavía tiene la dirección de Coatza) o en su defecto, un comprobante de domicilio a mi nombre (ptssss, ninguno está a mi nombre) o ya en último caso, que la carta patronal tenga mi dirección (ptssssssss, no se la pusieron!)...
-Amaya: "Oiga, no sea gacho, ya acépteme los documentos, mire que se tardaron 15 días en darme la carta"...
-Servidor público: "No, no puedo aceptarlos así, pero lo que puede hacer usted es conseguir que alguien le preste una máquina de escribir y añadirle la dirección aquí en la carta"...
Entonces hicimos lo único que podíamos hacer: Mandar a Alex con las secretarias y que le dieran chance de usar la máquina de escribir. Después de un rato regresó y me dijo que tuvo que invitar a comer a una enfermera. No me importó porque ya teníamos la carta!
Primer obstáculo superado...
Nos volvimos a formar y ya con todo listo, el servidor público me dio mi carnet de citas y un librito muy bonito sobre el cuidado de la salú... Sentía que ya estaba del otro lado... "YA ME VI", pensé.
Llegamos al consultorio # 10 que era el que me correspondía, pedimos una cita con la secretaria y nos dijo que no había citas sino hasta el 16 de ABRIL... Era eso o esperar hasta el final. Bueno, pues esperaríamos hasta el final, total llevábamos hartos chicles pa' mascar un buen rato y nadie nos iba a sacar de ahí... jajaja
Dos horas y media después....
(continuará...)
- Amaya

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Hola, quiero comentarles mis experiencias con el IMSS, y como es que me han tratado.

Por X's o por Y's he requerido de incapacidades 3 veces, y el global de mi experiencia es: BUEN SERVICIO.

Se tiene un control de citas por teléfono, en el cual solicitas tu cita, claro que te la dan para dentro de 1 mes, es el IMSS atiende miles de pacientes impacientes a diario, no es un consultorio privado de que me atienden cuando quiero y como quiero que para eso pago, y a veces ni así. JA ja ja.

Bueno regresando al punto, llamas para pedir la cita, y te apuntan.
Ya el día de tu cita, llegas muy mona, te anuncias, y como reloj suizo, en punto de la hora de tu cita, te pasan, ni un minuto antes, ni un minuto después, te atiende el médico, por no menos de 15 minutos y no más de 28, ya que la cita siguiente tiene que pasar a consulta. Son cada media hora.

Te da la incapacidad y listo, a tu casa a descansar, buen servicio del IMSS, no excelente, pero muy bueno.

Ahora, tu caso, es la realidad del miles (o millones) de mexicanos, somos la representación misma de la desidia.

Con la dirección de Coatza todavía??? De eso no tiene la culpa el IMSS.

Según la cronología de tus post, comenzaste a trabajar ya hace un tiempo, el año pasado creo. Y todavía no te has dado de alta en el IMSS con consultorio??? Es lo primero que se debe hacer para que en caso de accidente laboral, sepan a donde mandarte para el papeleo. Si no estas dada de alta, no aplica el seguro de empleo. Ni las incapacidades, etc, etc.

Claro, tu dirás "para que voy a darme de alta si ni lo ocupo, si consulto particular, luego lo hago, para que perder mi tiempo en filas" Pues para estos casos, para no andar corriendo cuando de verdad se necesite, como es tu caso en este momento.

Entonces, de haberte dado de alta en tiempo, solo te hubiera bastado una llamada telefónica para hacer tu cita y 20 minutos de consulta para tu incapacidad. O de tener tus documentos actualizados tu esposo no hubiera tenido que ir a enamorar a Epifania.

Pero como no, unete a los miles de mexicanos desidiosos y sobre todo quejosos que reniegan del IMSS.

Y que quede claro que no trabajo en el IMSS o tengo parientes ahi, yo nomás digo, que a veces no tenemos toda la razón o toda la culpa.

Laura G.
=O)

Laura Boylan dijo...

jajajaja
me acuerdo de aquellos tiempos cuando me tuve q ir a dar de alta al imss jejeje creo por eso pasamos tooodos los trabajadores en algún momento. Me acuerdo q en la primera escuela en la q trabajé ese fue mi primer pretexto cuando quise renunciar "es que aqui no me dan el seguro" claro q nomencioné los $18 q me pagaban por hora. El dueño de aquel prestigioso instituto me dijo "no te preocupes, ya lo tienes" y pum! q me da de alta. Después cuando por fin cambié de escuela me dieron seguro y todo y fue igual, hasta q lo necesite fui a hacer todo ese relajo y al igual q Laura G. del comentario anterior a partir de ahi fue puro bajar la montaña, hasta pruebas de alergia me hicieron y depues sin rechistar me dieron el cambio a coatza. A ver q nos depara la 2a parte jejeje
Ah! por cierto te presumo q ya tengo mi propio blog jejeje, me inspiraste Amaya! jejeje es lauboylan.blogspot.com
saludos!!!!

Anónimo dijo...

chale¡¡¡Laura G, no exageres, bueno si tienes razón, pero a todos nos pasa, da hueva flojera, decidia, y si es cierto, siempre queremos que todo salga bien a la primera, hay que entender a amaya,
como siempre he dicho...debería ser escritora de telenovelas de "vanguardia" jajaja
Pero a ver tú estás hablando de citas planeadas, que no requieren urgencia o me equivoco?, pero qué me dices de aquellas citas urgentes, en las que tienes que madrugar, hacer corajes, mandar a la fregada a secretaria chiclosa,etc?
Para que al final te digan...bueno "probablemente alcancen cita" después de los citados..ehhh.y sales de ahí tardísimo, sin raya, con un chingo de hambre, encabronada y de todo, en fin disculpame, pero es una realidad, y sucede no sólo en el IMSS, si no en Pemex, y en la mayoría de las Instituciones de Salud Públicas del país, que en tu caso sea bueno el servicio y no haya sido urgente ok, que chido no???
Una cosa es cierta, tener servicio de salud "gratuito" es algo que debemos agradecer de este país, pues la verdad ayuda y mucho...
La "Y"

Anónimo dijo...

oye estaba guapa epifania?????
jajajaja

Amaya Marichal dijo...

Ok, ok. Me declaro culpable por no actualizar la dirección de mi credencial de elector, PERO tengo que decir algo en mi defensa: desde que tengo 17 años he cambiado de domicilio unas 10 veces!!! Qué reverenda güeva estar yendo al IFE a cada rato para cambiar mis datos !!!

Pero bueno. Tengo que decir que aún después del viacrucis que me aventé la primera doctora que me atendió se portó bastante bien. De hecho, no me lo esperaba, digamos que yo iba un poco a la defensiva, esperando cualquier cosa. Pero el saldo fue positivo, verdá de Dios!

Gracias Laura por tus consejos. Si yo fuera un poco como tú me hubiera evitado unas horas de frustración.

¡Saludos!

Amaya Marichal dijo...

jajaja. "La secretaria chiclosa", muy bueno!!

Y totalmente de acuerdo con "Y".

:)

Amaya Marichal dijo...

Lau Boylan!! Ya vi tu blog! De hecho lo vi antes que me lo dijeras en tu comentario, lo leí en tu nick del msn. Bienvenida al blog world y gracias por tus comments!!

:)

Se produjo un error en este gadget.