miércoles, septiembre 17, 2008

El puente en Tapalpa

Problemas técnicos con la cámara, pero ahí estamos todos.

Un paseo por el bosque que terminó en huída de la lluvia.
La misión más importante: proteger la chela a toda costa. Y Chepina? Embarrándose de lodo.

¿Un partidito de dominó?

Cuernos!!

La jugada ¿maestra?

Mis primos David y Memo peleándose por el último lugar, jojo

Toda una Ewok. Lo ven? Lo ven?

La última y nos vamos...

Una más antes de que nos toque tráfico de regreso a Guadalajara.

6 comentarios:

La "Y" dijo...

Amaya¡¡¡
Que bonita te ves con tu cabello corto¡¡¡¡¡
Hace años después de hartarme de querer a un hombre que no valía la pena, dije inguesúuuu, me voy a cortar el cabello, necesito un cambio urgente, voy a dejar atrás mis traumas, voy a olvidarlo y voy a ser bonita aunque no traiga mi cabello relamido con gel (por aquello de los esponjones espontaneos)y zaz, me lo corté....
Wow, no no no¡¡¡¡ Traje un pegue bárbaro, hasta novio popular conseguí jajajajaja y no es que fuera la gran belleza, fué mi actitud la que me hizo olvidar mis broncas y la que me dió seguridad de que yo podía ser mejor de lo que era....
Sigue adelante AMAYA....no te quero decir que tu cabello corto o largo te va a curar, pero siempre el cambio de actitud es lo importante, con fuerza y fé lo lograrás...sigue adelante¡¡¡¡¡¡¡¡


Y la Chepinilla jajaja hijole es igualita a un ewok...

Edith dijo...

jajaja me encanta la foto del ewok de tu chepina, espero te hayas divertido mucho en este puentesitoooo
cuidate mucho

Anónimo dijo...

que hermosa te ves hija, y la pequeña chepina no se queda atras. jajaja.

Luna Quisan dijo...

Wow!!!
1.- Te ves preciosa!!! me gusta tu corte.
2.- La chepis un amor... no será la hija pérdida del susodicho aquel?? Demasiada coincidencia no? jiji
3.- La bufanda!! Dios que hermosa bufanda!! yo quiero una asi!!

Amaya Marichal dijo...

"Y", totalmente de acuerdo, el cambio de actitud lo es todo. Cuando decidí dejar atrás todos los malos ratos de Montreal fue cuando me encontré al Aleks en el camino.

Claro, una manita de gato puede ayudar, jajaja!

Edith, estuvo muy bien el puente, gracias, tú qué onda? Dónde la pasaste?

Madre mía, De tal palo, tal astilla, jaja...

Luna, no me lo vas a creer, pero te juro que pensé en tí cuando compré la bufanda. Es muy noble mi bufanda, porque también se convierte en gorro jalándole unos hilitos, jeje...

Luna Quisan dijo...

yo quiero una!!!

Se produjo un error en este gadget.