martes, febrero 08, 2005

Palabras de un intelectual estadounidense

“Estamos en el Estado terrorista número uno del mundo. Oprimimos, torturamos, asesinamos, hacemos que la gente muera de hambre, hacemos cosas terribles. Es apenas una mínima responsabilidad moral tratar de proteger a las víctimas de la violencia de tu propio Estado. En
eso se cifra el compromiso…”
Noam Chomsky

El cinismo del imperialismo yanqui

El cinismo imperial yanqui tiene su máxima expresión en la voz de George Kennan, el político estadounidense más influyente de la posguerra:
“…Tenemos alrededor de 50% de la riqueza mundial, pero sólo 6.3% de su población… En esta situación es inevitable que nos convirtamos en el objeto de envidia y resentimiento. Nuestra tarea real en el período que viene consiste en diseñar un patrón de relaciones que nos permitirá mantener esta posición de disparidad sin detrimento real de nuestra seguridad nacional. Esto requiere abandonar todo tipo de sentimentalismos y ensueños y concentrar nuestra atención, en todos los lugares, en nuestros objetivos nacionales inmediatos. No debemos engañarnos pensando que podemos permitirnos el lujo de hacer altruismo y tener sentimientos de benefactor del mundo…”

George F. Kennan, The State Department Policy Planning Staff Papers.

lunes, febrero 07, 2005

Estrellas de colores

¿...Y si la bóveda celeste estuviera estampada de miles de millones de estrellas de colores? ¿No sería formidable?

Amaya

sábado, febrero 05, 2005

Frases de un 5 de febrero...

"No es más rico quien más tiene, sino quien menos necesita"
Buda
"Si lo puedes soñar, lo puedes lograr"
Albert Einstein
"El amor es un acto de fe"
Erich Fromm
"Si miramos siempre al cielo acabaremos por tener alas"
Gustave Flaubert

martes, febrero 01, 2005

¿Qué es el amor?

Yo creo que el amor es un delicioso pastel de queso cubierto de fresas rojas…
aunque a veces se convierte en un arroyo de lágrimas saladas.

El amor puede ser una gran sonrisa, unos ojos castaños repletos de energía.
Puede ser un niño triste o una anciana sin recuerdos.

El amor es voluble
El amor es perenne
El amor nos envuelve
- Amaya

¿...Y tú?

22 de septiembre de 2004
Me dio gusto saber de ti y enterarme que tu mirada brilla más que nunca, que estás deslumbrante. ¿Sabes? Me hubiera gustado ser la razón de ese resplandecer… Pero el destino nos tenía preparado algo más. Tuve una visión y en esa visión dejé de ser una niña. Dejé de seguirte en mis sueños. Cambié de rumbo y encontré al fin mi camino.

¿...Y tú?
Amaya

Tónico para la vida

8 de enero de 2004
Me voy y llueve, las nubes cubren el cielo satinado y convierten el paisaje en un gris alfombrado salpicado de árboles y tierras verdes. La fertilidad salta a la vista. México vive. Mi país vive. A veces sufre también, pero nunca deja de aferrarse a la vida.
Amaya

El viajero

7 de diciembre de 2003
“Uno viaja durante años sin saber qué es lo que busca. Dejamos huella a través del ruido, nos envolvemos en deseos o arrepentimientos y llegamos de pronto a uno de esos lugares que nos esperan en el mundo. Llegamos ahí y el corazón al fin se detiene, descubrimos que hemos llegado… El viajero que, desde la terraza de Cordes contemple la noche de verano sabe que no tiene necesidad de ir más lejos. La belleza aquí, día tras día, te quitará la soledad.”
Albert Camus

Un mundo en crisis

27 de octubre de 2003

Me pregunto si algún día se acabarán las injusticias de este mundo o realmente estamos condenados como seres humanos al dolor y a la miseria para siempre. A veces se me olvida la suerte que tuve de haber nacido en una familia como la mía.

¿Por qué esa necesidad de algunos de tener más y más? ¿Se trata acaso un ciclo sin fin? ¿Cuál es el límite de lo necesario? ¿Por qué cuando parece que tenemos lo suficiente deseamos todavía más? ¿Nuestras “necesidades” son reales o ficticias?
Amaya

Impresiones de vacaciones...

1 septiembre de 2003

Qué rico sentir el calor del sol en mi rostro y observar desde el cielo los brillos plateados de un río anónimo que bien podría servir de espejo para el alma. Mi espíritu se reconforta, se llena de paz y de ilusiones. Es un bello reencuentro con los sentidos. Me dejo maravillar con el mural que me muestra la ventanilla del avión. Mi mente me transporta a otras épocas y las imágenes de años atrás vuelven a vivir en mí.


Amaya

El principito

Agosto de 2003

Y con ustedes, algunas frases de este hermoso libro:

“En ese momento no me importaba nada, ni el hambre, ni la muerte, porque en una estrella, en un planeta, el mío, la Tierra, había un pequeño príncipe a quien tenía que consolar… me sentía tan torpe que no sabía cómo consolarlo… ¡Es tan misterioso el país de las lágrimas!”

“No se ve bien sino con el corazón, pues lo esencial es invisible a los ojos”

“Entonces comprendí que me sería imposible soportar la idea de no volver a oír su risa… Su risa era para mi como un manantial en el desierto…”

Mundos paralelos

Junio de 2003
Hace poco encontré un pasaje muy interesante que relata Joseph Stiglitz, premio Nobel de economía, en su obra “La gran desilusión”. Stiglitz hace un claro paralelo entre las guerras modernas y las políticas impuestas por los organismos internacionales. Este economista, quien trabajó en el gabinete de Bill Clinton y en el Banco Mundial, habla sobre la terrible indiferencia de la economía ante la miseria enorme que existe actualmente:

“La guerra tecnológica moderna está concebida para eliminar todo contacto físico: las bombas son lanzadas a 15,000 metros de altura para que el piloto no “resienta” lo que está haciendo. La gestión moderna de la economía funciona de la misma manera. Desde lo alto de un hotel de lujo se imponen sin piedad políticas económicas que pensaríamos dos veces si conociéramos a los seres humanos cuyas vidas estamos a punto de destrozar…” (Stiglitz, 2002)
Se produjo un error en este gadget.